sábado, 21 de septiembre de 2019

Los 6 mejores alimentos que te ayudarán a combatir la ansiedad


Con todo el estrés y la preocupación que el día a día nos trae, es normal sentir ansiedad, preocupación, desgaste mental y físico. La rutina contemporánea, casi siempre, muy agitada y caótica consume el tiempo libre, dejando pocos momentos para relajarse. Ya que no puedes tomarte unas vacaciones ahora, ¿por qué no combates los síntomas de la ansiedad? La alimentación puede ser la clave del problema.

Parece extraño, después de todo, uno de los síntomas de la ansiedad puede ser la compulsión por la comida, principalmente aquellas más calóricas, pero afortunadamente algunos nutrientes poderosos pueden ayudar mucho en esta lucha, equilibrando el cuerpo para superar los retos de la vida moderna.

Carbohidratos


Los carbohidratos son una categoría de alimentos que puede ayudar, y mucho. Una alimentación que restringe los carbohidratos acaba generando un mayor estrés en el organismo, ya que hay una restricción en la fuente de energía. Eso ayuda a que la persona se ponga más ansiosa y produzca menos serotonina-neurotransmisor que genera placer y bienestar en el organismo.

Cuando hay una restricción de carbohidratos, nuestro organismo necesita producir energía, promoviendo una mayor liberación de cortisol (hormonas del estrés), que es antagónico con la producción de serotonina.

Triptófano


El triptófano es otro nutriente que puede ayudar a combatir la ansiedad. Es un precursor de la serotonina, proporcionando así una sensación de placer y bienestar. Hay una larga lista de alimentos que son fuentes de tripofán, como el plátano, la avena y las almendras. Por ejemplo, el consumo de un plátano amasado con avena y cacao en polvo a diario, acompañado de un puñado de almendras sin sal, es una excelente mezcla de alimentos ideales para combatir la ansiedad.

La ingestión de magnesio puede ayudar, sal mineral que compone varios alimentos como judías y diversas verduras y hojas de color verde oscuro. Además, la práctica de los ejercicios no puede faltar.

La actividad física ayuda a liberar hormonas y neurotransmisores que reducen la ansiedad y el estrés de nuestro organismo.